miércoles, 15 de enero de 2014

CALDO DEPURATIVO- DETOX



Aunque esta primera entrada corresponde a una receta muy de dieta, no os engañéis: a la Baronesa Frambuesa le encanta comer, es bastante "zampa bollos". Por eso , de vez en cuando, y mucho más después de las Navidades, viene bien una ayuda (sana) para intentar contrarrestar los excesos  de las fiestas.

Para empezar el año (y el blog) os dejo un caldo depurativo que creo que, sin ser milagroso, funciona bien y ayuda a regular el organismo después de tanta fiesta.

Ya sé...hace falta valor para iniciar un blog con esta receta!!!


INGREDIENTES:

2 cebollas grandes
2 ajos puerros, incluida la parte verde
1 zanahoria grande
3 ramas de apio
1 manzana grande con piel
2 o 3 alcachofas


Lavamos cuidadosamente los ingredientes y los colocamos en una olla con 2 litros de agua, mejor mineral, pero tampoco es imprescindible.


Cocer media hora, desde que comienza a hervir. Podemos hacerlo en olla rápida, cuando haya subido el primer anillo, apagamos el fuego.


Dejamos enfriar, retiramos las verduras y colamos.


Lo conservamos, en la misma botella del agua mineral, en el frigorífico. Muy importante, debe consumirse pronto, no podemos mantenerlo en el frigo días y días.


No es sabroso, rico, apetecible, no deja un maravilloso olor en la cocina...pero es sano,saludable, digestivo y ¡funciona!. Se puede tomar frío o caliente (mejor así), un vaso antes de cada comida, con un poco de zumo de limón. Yo lo hago durante una semana, 2 o 3 veces al día (si no tengo limón, tampoco pasa nada), y sí, creo que es depurativo y ayuda a eliminar toxinas. Claro que, sólo el caldo no basta (eso ya lo sabemos todos, bueno... todos menos la Baronesa), un poco de cuidado con todo lo demás es necesario.

Prometo algo más apetecible la próxima vez, pero mientras tanto, probad esto una semanita,

Ah............. por favor, cuando os lo toméis ¡no me odiéis!