martes, 30 de diciembre de 2014

TARTA DE NAVIDAD DE MOUSSE CHOCOLATE Y VAINILLA






La Baronesa Frambuesa es  "de natural" excesiva, y en esta época navideña está en todo su apogeo. Estas fechas, son para ella  la excusa perfecta para tanto exceso, que,  en estos días,  se ve (casi) como normal. Disfruta con todo como una niña: de la fiesta, el color, la luz, el ruido, las idas y venidas, las compras (sobre todo con ésto), la comida (con ésto aún más), hasta de las visitas, sean deseadas o no. Así que, disfruta sentando a su mesa a cuantos más,  mejor; debe ser su particular "horror vacui"... ¿una mesa vacía en estas fechas?... ¡ni hablar!

En su línea prepara para Navidad platos a los que, en realidad, les da una vuelta de tuerca, les cambia la decoración y... ¡listo!, ya tenemos especial "navideño". Como esta tarta que, en realidad, prepara en cualquier momento del año, sólo hay que colocar unas hojas de chocolate,  unos árbolitos para golosos, un poco de azúcar "nevado" por allá, un molde con forma de árbol y...  tarta de Navidad para 12.




INGREDIENTES:

-bizcocho-
6 huevos
6 cucharadas de azúcar
6 cucharadas de harina

- bavarois de vainilla -
en este caso he doblado las cantidades, para una tarta para 12 personas.

- mousse de chocolate -
200 gr. de chocolate fondant
3 claras de huevo
350 gr. de nata para montar
80 gr. de azúcar
50 ml de leche
50 ml. de licor de chocolate
4,5 hojas de gelatina

- almíbar -
1 vaso de agua
4 cucharadas de azúcar
piel de limón
media vaina de vainilla
4 cucharadas de sirope de fresa

mermelada de frambuesa
chocolate de cobertura para decorar




ELABORACIÓN:

Bizcocho
1. Montamos las claras con las varillas

2. Añadimos las yemas, batimos

3. Añadimos el azúcar, batimos

4. Añadimos la harina tamizada, y mezclamos con cuidado

5. Vertemos en la placa de horno, y llevamos al horno precalentado a 180º, 15 - 20 minutos aproximadamente


Almíbar
1. Hervimos el agua, azúcar, vainilla y piel de limón. Retiramos y añadimos el sirope

* Colocamos la mitad de la plancha de bizcocho sobre la fuente donde serviremos la tarta. Colocamos un aro de pastelería de la forma deseada (redondo, cuadrado, árbol...) y bañamos con el almíbar. Reservamos.


Bavarois de vainilla

* Una vez hecha vertemos sobre el bizcocho y llevamos al frigo. Debemos dejarlo reposar durante unas horas para que cuaje. Transcurrido ese tiempo realizamos la...


Mousse de chocolate

1. Fundimos el chocolate en un bol grande, en el microondas, a baja temperatura

2. Llevamos el azúcar con 5 cucharadas de agua al fuego. Mientras comenzamos a montar las claras. Cuando el almíbar llegue a 120º, añadimos a las claras sin parar de batir, hasta que el merengue se enfríe

3. Disolvemos la gelatina (previamente hidratada) en 50 ml. de leche caliente. Añadimos al chocolate fundido, batiendo muy bien, hasta que sea una crema uniforme. Añadimos el licor de chocolate y seguimos batiendo

4. Mezclamos con delicadeza el chocolate y el merengue italiano

5. Montamos la nata, muy fría, con las varillas. Añadimos a la mezcla anterior, con cuidado para que la preparación no se baje

* Colocamos en el molde, sobre la bavarois de vainilla unos montocitos de mermelada de frambuesa, sin extenderla uniformemente, debemos encontrar la mermelada irregularmente. 

Extendemos la mousse de chocolate y llevamos nuevamente al frigo.

Cuando la tarta esté lista colocamos otra capa de bizcocho, ligeramente humedecido con el almíbar sobre el mousse de chocolate.

Decoramos con chocolate fondant y mantenemos en el frigo hasta el momento de servir.


(*) Esta tarta lleva su tiempo,  hay que esperar que las capas vayan cuajando, por lo que debemos de prepararla con bastante antelación, y respetar los tiempos. Lo ideal es comenzar a prepararla un par de días antes de tomarla, haciendo el bizcocho y la bavarois de vainilla. Al día siguiente la mousse de chocolate, y el día que la servimos la decoración;  con un poco de organización es sencilla. También es una tarta que está muchísimo mejor cuando ha pasado ese tiempo.

(*) Otra forma de servirla es emplatada, utilizando aros de pastelería para hacer pastelitos individuales.